Neumonía intrahospitalaria por Armando Sánchez Mejía

Las personas hospitalizadas tienen sus defensas comprometidas, por ésto, no pueden combatir enfermedades con eficacia y están en constante riesgo de contraer una durante su estadía en un hospital o clínica, además, los microbios que se encuentran en los hospitales suelen ser más peligrosos y resistentes debido al constante cambio de la epidemiología intrahospitalaria y la resistencia a los antibióticos.

Existen dos clases de gérmenes: de origen externo y de origen interno. Los gérmenes de origen externo, por ejemplo el S. aureus resistente a la meticilina, se puede encontrar en las manos de las personas que entran en contacto con el enfermo; en el equipo médico; el instrumental quirúrgico; y en la ropa médica o de las personas que visitan al paciente. Por otra parte, los germenes de origen interno, por ejemplo el Streptococcus, se encuentra en la flora intestinal.

La neumonía puede ser provocada tanto por virus, bacterias u hongos. Tener el diagnóstico correcto es de suma importancia, pues tratar al patógeno incorrecto con un tratamiento diferente al necesario puede agravar el problema.

La neumonía intrahospitalaria (NIH) presenta síntomas dependiendo si es temprana o tardía. Si se trata de una NIH temprana el contagio se da desde el primer día de ingreso y se manifiesta dentro de un periodo de 4 y 7 días. En la tardía el contagio puede darse hasta el cuarto día y presentar síntomas después que se da de alta al paciente.

El riesgo de contraer neumonía intrahospitalaria aumenta cuando el paciente:

El riesgo que tienen las personas conectadas a respiradores de contraer neumonía asociada a la ventilación (NAV) y morir como consecuencia es entre 2 a 10 veces mayor que los enfermos sin NAV. En Latinoamérica la mayoría de los S. aureus encontrados en unidades de cuidados intensivos (UCI) son farmacorresistentes, lo que los vuelve aún más peligrosos.

La neumonía es la responsable del 15% de todas las muertes en niños menores de 5 años, uno de los grupos más vulnerables a ella. En un esfuerzo por reducir la tasa de morbilidad provocada por los microorganismos resistentes a los antibióticos, el tratamiento temprano indicado debe proveer dosis plenas y por el menor tiempo posible. Prevenir la transmisión de patógenos mediante la educación del personal del hospital sobre una higiene correcta, la continua vigilancia epidemiológica y el uso de equipo médico de calidad y correctamente esterilizado.

Cambiar las ropas médicas de tela de algodón por opciones desechables o reutilizables es otra de las medidas que se recomienda implementar. El algodón es una tela naturalmente absorbente, eso es un problema cuando se trata con patógenos, pueden absorber fluidos infectados o recogerlos del aire o por contacto con el paciente. Para evitar que esto pase se usan productos químicos perjudiciales para el medioambiente para impermeabilizar la tela.

El cambio de tela es necesario. Se necesita un material fácilmente esterilizable que además se mantenga limpio, que no deje pasar a los microorganismos, que sea cómoda y fresca.

Hindernis creo Hindrape, una tela especialmente diseñada para cubrir tanto las necesidades de los doctores como los estándares más altos de seguridad (AAMI). Nuestros paquetes quirúrgicos son esterilizados con radiación gamma, que rompe con las cadenas de reproducción de cualquier microorganismo y, con ello, garantiza la esterilidad.

Prueba nuestra variedad de paquetes quirúrgicos y revolucionemos la manera en que se cuida la salud de las personas.

 

Hindernis.

Comunícate con nosotros al 1742-4102

Síguenos en nuestras redes sociales:

Facebook / Twitter: @hindernismexico

Referencias:

Neumonía nosocomial, epidemiología, factores de riesgo y pronóstico. Arch Bronconeumol. 1998;34 Supl 2:25-30.

CM. Luna, A. Monteverde. (2005). Neumonía intrahospitalaria: guía clínica aplicable a Latinoamérica preparada en común por diferentes especialistas. Abril 2017, de Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR) Sitio web: http://www.archbronconeumol.org/es/neumonia-intrahospitalaria-guia-clinica-aplicable/articulo/13077956/

Biblioteca Nacional de Medicina de los EE. UU. (2015). Neumonía adquirida en el hospital. Abril 2017, de Medline Plus Sitio web: https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/000146.htm

Organización Mundial de la Salud. (2016). Neumonía. Abril 2017, de WHO Sitio web: http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs331/es/

World Health Organization. (2003). Prevención de las infecciones nosocomiales. Guía práctica. Marzo 2017, de Organización Mundial de la Salud. Sitio web: http://www.who.int/csr/resources/publications/ES_WHO_CDS_CSR_EPH_2002_12.pdf